Muchos creativos, artistas, fotógrafos, diseñadores y creadores de todo tipo prefieren no seguir ningún sistema estructurado para crear, más bien eligen dejarse llevar libremente. Si es un proceso individual que mira a la exploración personal o a la creación para fines propios, lo apoyo completamente.

Pero, ¿qué pasa cuando el objetivo es buscar algo con lo cual alguien más se identifique? ¿Qué pasa cuando lo que busco es crear algo con lo que tú te identifiques? En ese caso, creo que es necesario tener un proceso. Un sistema estructurado que ayude a dejar fluir la creatividad pero que a su vez siga en la misma línea de lo que necesitas.

Ventajas de tener un proceso de desarrollo

1. Ambos sabremos exactamente cuándo el proyecto comenzará y terminará. Esto es fundamental.
2. Se reducen considerablemente las frustraciones entre ambas partes.
3. Como cliente, vas a saber exactamente qué viene después, cuál es el próximo paso y qué necesitaré de ti.
4. Las probabilidades de acabar todos felices son sustancialmente mayores. Asegurado.

He desarrollado mi propio proceso entre ensayos y errores, lo que me ha permitido aprender mucho por el camino y pulir cada vez más mi propio sistema. Creo que no hay mejor manera de comenzar que compartiendo contigo mi proceso de diseño y desarrollo web.

Primer paso: tus deberes

Antes de hacer nada, me gusta conocer a la persona con la que trabajo, la marca y los objetivos. Esto para mi es fundamental, ya que me permite entender dónde estás ahora y hacia dónde quieres ir, y esto es la clave para que desarrolle un diseño que permita contar TU historia.

Los deberes se dividen fundamentalmente en dos y es necesario que los tenga antes de que comience a trabajar en tu proyecto.

1. Cuestionario de marca. A través del cuestionario darás rienda suelta a tu proyecto sin ponerte limitaciones. ¿Por qué lo digo? Pues porque es el momento donde definirás las metas a largo plazo, los tres principales objetivos de tu página web, remarcarás los aspectos que consideras fundamentales de tu actual web (si la tienes), quién es tu competencia, qué marcas te inspiran y mucho, mucho más. Además, realizarás un test rápido que me permitirá definir tu personalidad y trabajar mejor para comunicarte con TU cliente ideal. Al fin de cuentas, las marcas están hechas para atraer a clientes y eso es lo que hay que buscar.

2. Tablero de inspiración. Esta es probablemente la parte más adictiva, divertida y emocionante. Es además mi parte preferida. Consiste en recolectar toda la inspiración visual de la marca y se hace a través de Pinterest. Es importante que en el tablero haya al menos un mínimo de 5 logotipos, 5 páginas web, 5 fuentes y 5 paletas de colores. El tablero es muy importante, me permite asegurarme de que estamos en la misma línea, visualmente hablando.

Estas dos tareas son tan importantes que, simplemente, no puedo comenzar a trabajar en el proyecto sin haberlas definido.

tablero de inspiración - Teal Infusion > Los 7 pasos de mi proceso de diseño

Segundo paso: contando tu historia

Comienzo recolectando en un collage lo que considero que es el espíritu de la marca. Esto es fundamental, pues en el futuro será siempre una referencia sobre el espíritu de la misma. Es a partir del collage que crearé también la paleta de colores de la marca y de donde sacaré toda la inspiración necesaria para hacer los primeros bocetos.

Me encanta el diseño de los bocetos, porque es allí donde busco la mejor manera para comunicar los valores y la escencia de ti mismo, de tu marca. Al final de este proceso presento tres bocetos con los conceptos de logo.

logo-variaciones

La razón por la que presento sólo tres conceptos de logo es porque más de tres tienden a saturar y confundir. En el pasado lo intente con más de tres, y también con menos de tres. En mi propia búsqueda finalmente concluí que tres es el número ideal. ¿Por qué? Porque no satura, pero tampoco te deja con la sensación de no tener opciones.

De los tres conceptos se eligirá uno para continuar desarrollando. El proceso sucesivo prevé de dos a tres revisiones conjuntas donde me dirás lo que le gusta y lo que no, y yo realizaré sucesivamente los cambios y modificaciones que necesite.

Es importante que sepas que no siempre son necesarias modificaciones, puede que el diseño te guste así como está. También puede que te sientas en modo diferente y necesites modificaciones extra. ¡No hay problema! Lo hablamos y hacemos los reajustes de presupuesto y diseño.

Tercer paso: variaciones y sub-marcas

Me gusta complementar la marca y el logo principal con una variación del logo primario que permita dar juego en el futuro. Puede ser una variación vertical, horizontal o de color. ¿Por qué a hago esto? Porque a veces es necesario tener un diseño complementario para redes sociales, para impresión o porque sí. ¿A quién no le gusta tener dos pares de zapatos diferentes? Entonces, ¿no te gustaría tener una alternativa profesional y coordinada a tus diseños?

También se pueden desarrollar más complementos, como una sub-marca. Las sub-marcas son especialmente útiles con nombres que son particularmente largos. Generalmente, consiste en una ilustración que a su vez puede usarse como favicon, como sello impreso, como imagen de redes, o también puede ser una nueva estructura del logo principal, útil, rediseñada para ser aplicada en espacios reducidos.

Cuarto paso: tipografías y complementos de diseño

Así como las variaciones y sub-marcas, es importante definir cuáles serán las fuentes que se usarán y complementarán. Ten en cuenta que cada fuente tiene una personalidad propia y comunica cosas diferentes, es por ello que las fuentes tienen que elegirse con mucho cuidado para que complementen y refuercen la marca.

Elijo siempre dos, que nunca tienen nada que ver con el logo, una se dedica a los títulos y a los encabezados de la web o de la papelería, así como de los banners promocionales, y una fuente complementaria para los textos y párrafos más extensos. Acostumbro a elegir fuentes de Google Fonts. La razón es simple: además de ser familias completas, son gratuitas y, aún más importante, se pueden integrar en el diseño de la web de modo fácil y sencillo.

He aprendido también la importancia de diseñar patrones y fondos complementarios de diseño. En un primer momento es posible que se considere como algo inútil y de poca importancia, pero mientras tú y tu marca crecéis, comenzarás a sentir la necesidad de tenerlos. Por ejemplo, puede que necesites una nueva tarjeta de visita o un póster promocional, que necesites crear un banner para la barra lateral de la web o para alguna red social.

Todas esas evoluciones tienen que complementarse con la marca. ¿Te limitas a sólo fuentes y colores? Yo no lo haría, y tú tampoco deberías. De ahí la importancia de esos recursos complementarios.

Quinto paso: redes sociales y papelería

Tu marca no es sólo tu logo y tu página web, comunicamos constantemente a través de múltiples canales, y es fundamental mantener una consistencia en todos ellos que refuerce a largo plazo la marca, la haga crecer y la convierta en “reconocible”.

Es posible elegir o no este servicio complementario, que incluye el diseño de las redes sociales, las tarjetas de visita, materiales varios de papelería, una plantilla para los boletines, la firma del email y modelos para los diseños de las entradas del blog o de banners publicitarios.

blog-blogger

Sexto paso: desarrollo web

Este proceso pueda variar un poco de proyecto a proyecto, pero se divide esencialmente en dos partes:

1. Maqueta. En este paso, creo una maqueta para WordPress (o Blogger), estructurando todo el contenido que llevará la web y coordinándolo con los colores, las fuentes y todos los diseños complementarios. Te lo enviaré para que puedas revisarlo y, de ser necesario, se aplicarán todos los cambios requeridos.
2. Desarrollo. Una vez la maqueta esté lista, procedo al desarrollo de la misma en su nueva casita (el servidor). Si estoy renovando la web y no creándola desde cero, crearé una web idéntica en tu propio servidor – o en el mío -, para verificar que todo esté correcto. Antes de mudarla, haremos una comprobación exhaustiva en conjunto de todas las partes, verificando que no haya errores.

Séptimo paso: formación

Cuando termino el diseño de una marca y de su página web, dedico tiempo a formar a mi cliente para que aprenda a usarlo de la mejor manera. Especialmente, si nunca ha trabajado con wordpress, es fundamental.

Generalmente proporciono una serie de vídeos donde explico cómo usar la plataforma de manera sencilla, con algunos consejos extra. Si es necesario, también organizamos una sesión de aproximadamente una hora donde te aclaro todas tus dudas, y te muestro cómo usar y hacer determinadas cosas. Para esto, es importante que se reserve una hora en el calendario.

Hacemos un viaje juntos, y te llevo de la mano en todo momento. También es importante que ambas partes, además de respetar los tiempos de cada uno, estemos de acuerdo. Generalmente, con un diseñador se crea una relación a largo plazo, y es importante que nos sintamos bien con la persona que hemos elegido.

He preparado un descargable que te ayudará a enfocarte mejor y pulir un poco más tu idea. Si tienes dudas y necesitas ayuda, ¡contáctame!

Share This